sábado, 29 de diciembre de 2012

AGUACATE AL AROMA DEL TÉ VERDE Y LIMÓN.



   Hola a tod@s los que os detenéis por aqui a echar un vistazo.
Hoy os traigo un jabón con un pequeño sabor a homenaje. Luego os cuento por qué...

Hace algún tiempo tenía ganas de hacer un jabón de aguacate, me ha dado últimamente por comerlo en las ensaladas y, ya se sabe que el alma jabonera en todo lo que ve, toca, huele y degusta imagina las posibilidades de hacer un jaboncito a ver qué tal queda. También es cierto que esto no lo he inventado yo, que hace tiempo vi un post en el foro de mendrulandia un jabón en el que habían usado aguacate, no me acuerdo quién fue el creador o creadora de ese jabón (cachis, esta memoria mía).

Al lío, aquí os dejo una foto:



   Y aquí la fórmula:

- Aceite de coco: 96 grs
- aceite de oliva: 344 grs
- manteca de karité: 96 grs.
- aceite de aguacate: 65 grs.
- NaOH 78 grs.
- agua 117 grs.
- pulpa de aguacate 84 grs.
- fragancia de té verde y aceite esencial de limón 28 grs (14 grs de cada uno).

Usé en el fondo del molde una lámina texturizada que se usa para el fondant en pastelería.
El color es el color natural que le ha quedado con el verde del aguacate. Se me olvidó añadir un poco de vitamina E para evitar el enranciamiento, menos mal que es una tanda limitada a 5 pastillas de jabón, no creo que le dé tiempo a echarse a perder, jajaja.

No quería acabar sin mencionar de alguna manera las virtudes del aguacate, tanto para nuestro organismo como para nuestra piel y cabello.
Este alimento posee enormes cantidades de vitamina E, que resulta favorecedor para la piel, el cabello y las uñas, actúa como protector de enfermedades cardiacas y es un excelente aliado de la belleza aplicándolo en diversos tratamientos para el cabello y la piel.

Beneficios del aguacate:

1- Es útil en la lucha contra el colesterol y la prevención de la arteriosclerosis.
2- Estimula la formación de colágeno. Por esto ayuda a la piel y a combatir el envejecimiento.
3- Ayuda en problemas como eczema, dermatitis y granos.
4- Las propiedades suavizantes provenientes de la semilla del aguacate (el aceite de aguacate) son usadas en la industria de la cosmética para elaborar productos para la piel y el cabello.
5- Por su contenido en vitamina D ayuda a la absorción del calcio y fósforo.
6- Retrasa el proceso de envejecimiento por su contenido de vitamina E.
7- Ayuda a las personas con diabetes, ya que es un equilibrarte del azúcar en la sangre.
8- Para mejorar las pieles secas.
9- Personas que realizan esfuerzos físicos (como deportistas).
10- Para mujeres embarazadas, por su gran cantidad de ácido fólico.

    El aguacate tiene casi el doble de vitamina E de lo que se creía lo cual es muy beneficioso ya que esta vitamina es conocida por retrasar el proceso de envejecimiento y proteger contra las enfermedades cardiacas y los tipos comunes de cáncer.
Por sus componentes el aguacate ayuda a reestructurar el cabello y devolverle el brillo, humectándolo y dándole vida.
En la piel el aguacate aporta también muchos beneficios, especialmente en pieles cansadas, secas, mixtas y envejecidas.

 El enlace de donde proviene toda esta información:

No me quiero despedir sin antes mencionar el motivo por el cual este jabón es un pequeño homenaje. Hace algo más de medio año falleció alguien cercano a mí que, en su último año, había descubierto el aguacate y le encantaba comerlo a todas horas. Ahora soy yo la aficionada a este fruto, exquisito y singular, y muchas veces me viene a la memoria esta persona cuando parto un aguacate o lo estoy comiendo. Cuando hice este jabón, por supuesto en mi pensamiento estaba él y por ello va esta entrada y este jabón dedicado a él, que nos dejó demasiado pronto y ahora nos ilumina en forma de estrella.

Y, como muchas veces he oído decir a mi madre, mañana va a venir a visitarnos un hombre que tiene más ojos que días tiene el año...

Feliz año nuevo!!

domingo, 16 de diciembre de 2012

CHOCO-NARANJA




   ¡Muy buenos días de casi invierno!


   Hoy, domingo, me he levantado después de una noche de fiesta, con mis amigas. No sé exactamente el tiempo que hacía que no salía por ahí de copas y tal, mucho, mucho tiempo con toda seguridad, jajaja... Hoy a las 9 arriba porque los niños no perdonan, qué le vamos a hacer...

   Como no tengo muchas ganas de nada en concreto, me he acordado de que tengo por ahí un jaboncito que enseñaros, que, aunque el resultado no ha sido muy de mi agrado, os lo enseño igualmente:








   La primera capa corresponden a las dos terceras partes del jabón y tienen cacao puro... Ese craquelado no me lo puedo explicar, no tengo ni idea a qué se debe. Huele ligeramente a chocolate, porque usé aroma alimentario y no queda tan intenso como la fragancia.
   La tercera capa se supone que huele a naranja, que, a pesar de fijar con un poco de pachouly la naranja se ha ido a tomar vientos, qué pena... Los firulillos de arriba están hechos con mica dorada, que si te fijas bien y a la luz se ven un poco los reflejos.

La fórmula no tiene nada de especial, una mezcla de oliva, coco, palma y maiz, sin sobreengrasado ni nada.

   Aún así, seguro que me gusta cuando lo use, jeje, el cacao le aporta su toque especial al jabón.

Buen día de domingo!!

viernes, 7 de diciembre de 2012

JABÓN DE AVENA.

   Llevaba ya con ganas desde hace tiempo de hacer este jabón. La avena es un cereal que tiene unas propiedades para la piel excelentes. Muy útil para aliviar el picor de las dermatitis, psoriasis, urticarias, también se usa para tratar imperfecciones de la piel como granos por acné y espinillas y también en mascarillas nutritivas para el cutis.

   Pensando en aquellos familiares y allegados que tienen ciertos problemillas de piel, (incluso en mí, que sin tener ningún problema concreto de piel, sí que a veces sufro de un prurito cansino en las piernas) formulé este jabón, que, además lleva aceite de lino, muy rico en ácidos grasos omega 3 y 6, con un efecto protector,  antiinflamatorio y regulador del sistema inmunitario (interesante para reacciones alérgicas dermatológicas), muy nutritivo y emoliente.



   La fórmula que usé fue la siguiente:

- Aceite de oliva 519 grs.
- Aceite de coco 130 grs.
- Aceite de palmiste 130 grs.
- Aceite de palma 195 grs
- Manteca de cacao 65 grs.
- Estearina 39 grs.
- NaOH 156 grs.
- Infusión congelada de avena 401 grs

En la traza:
- Aceite de lino 78 grs.
- Harina de avena 30 grs.
- vit E 2 grs.
- Fragancia de polvos de talco 50 grs.

   He de decir que fue una grata sorpresa que la fragancia se comportara y no hiciera de las suyas. El jabón tiene un tamaño fuera de lo habitual porque lo hice en un molde diferente y viene a pesar cada pastilla algo más de 200 grs.
   El relieve lo conseguí poniendo una lámina texturizada de las que se usan para la repostería findant en el fondo del molde.


   Aún no lo he podido probar, pero este jabón promete. 

¡¡Sed felices!!